martes, 23 de agosto de 2016

Manuel Sarmiento a golpes con la vida en 'Destinos'. Estreno 1 Septiembre

2016 Destinos ESTRENO golpes Manuel Sarmiento SEPTIEMBRE vida
Manuel Sarmiento en Destinos
DOS HISTORIAS DE GOLPES CON LA VIDA

Manuel-Sarmiento-golpes-Destinos


El papel de un boxeador en Destinos, la cinta del director Alexander Giraldo que se estrena el 1º. de septiembre, le llegó en un momento en que Manuel mismo se daba de golpes con la vida para subsistir. Eso le enseñó a levantarse de la lona y le dejó a ‘Piña’, su personaje, impreso en la piel y el alma.

La vida semeja un cuadrilátero: todos los días hay que entrar y esperar que lance golpes para responder y tratar de salir triunfante, pero muchas veces lo que llega es la derrota, se besa la lona y hay que sacar arrestos para volver a levantarse. Como Piña en Destinos. Como con Manuel Sarmiento, en su propia vida.

El personaje y el actor unieron historias. Surgió de conversaciones entre ambos durante un festival de cine en Aruba con la película 180 segundos, cuando se soñaba con otra película y el director le preguntó qué personaje le gustaría hacer.
“Le dije que uno con una exigencia física, que me moviera interiormente, que me confrontara conmigo mismo y con las cosas que debería cambiar o no respecto de mi vida”, dice Sarmiento. Él tomó otro rumbo, se fue a Inglaterra un año para apartarse del trajín de la actuación que lo gobernaba desde hacía varios años, aprender inglés, visitar sus amigos y vivir otras realidades.
Cuando llegó el momento de regresar a Colombia se estrelló con una realidad distinta de la que había dejado. El trabajo en televisión había cambiado. Internet, Netflix, la televisión por cable, los Smartphones y toda una gama de posibilidades habían impuesto otra dinámica y las posibilidades de trabajo para alguien que había salido de la óptica de los productores no aparecían.
“La vida me llevó al límite, me quedé sin un peso, comía una vez al día y tuve que vender mi camioneta, la televisión y empezar de ‘cero’. Volver al imaginario de los productores”, cuenta.



Superando la ficción
Entonces se encontró con Piña, su personaje en Destinos que asegura ha sido, si no el más, uno de los trabajos más importantes de su carrera por muchas particularidades como la forma como se concibió, porque el director Alexander Giraldo lo escribió para él y por su vida misma en ese momento.

Lo sometió a un entrenamiento de seis meses con dos entrenadores, primero uno de artes marciales mixtas, y luego con el entrenador de la selección olímpica de boxeo en ese momento, el cubano Roberto Iznaga.

Incluso Manuel entrenó por su cuenta como un boxeador y se sometió a una exigencia física como nunca antes, de modo que la vida misma del personaje, sin ser la suya y sin ser él boxeador, llevó su vida al extremo. “Piña significa para mí volver a levantarme, reentender la vida, valorar otro tipo de cosas, madurar, tener otra consiencia sobre la existencia, la sociedad y el mundo que me rodea”.

La ficción fue superada y el papel quedó tatuado como una de sus experiencias más importantes porque coincidió con un nivel de madurez que necesitaba: “mi necesidad de romper. Son historias completamente independientes y la película mía fue muy personal”.

Manuel-Sarmiento-golpes-Destinos

Listo para dar y recibir
Hasta entonces el actor no había tenido ningún contacto con el boxeo pero siempre fue buen deportista y el entrenamiento en el teatro lo puso en el lugar de Piña. Este no debía ser un gran campeón mundial sino el ser humano que veía el tiempo perdido y como los demás personajes se enfrenta a la pregunta de qué va a hacer con su vida, cómo va a solucionarla.

“Es un ser humano básico como un animalito: tiene ganas de comer, come; quiere ir al baño, va. Vuelve, entrena. Pero con un corazón y un espíritu enorme, es un tipo callado, introvertido y cuya belleza va por el lado, no del intelecto, sino del ser humano”.

Por seis meses puso a prueba su voluntad pues debía correr 10 kilómetros, tres veces a la semana por dos horas con un entrenador de artes marciales mixtas en un parque junto a la casa donde vivía, luego dos meses entrenando solo y luego subir corriendo una montaña todos los fines de semana. “Y con Roberto Iznaga fue la sacada de leche más hijuemadre y el entrenamiento de filigrana propio del boxeo”. Se hizo un púgil.

Confiesa que no le entendía ni ‘jota’ al cubano y la base de un entrenador y un boxeador es la comunicación. Lo que si entendió es que el boxeo tiene una exigencia vasta, como lo más exquisito del ballet o de la pintura, los detalles, adquirir conciencia de dónde está cada parte del cuerpo y que tantos milímetros moverlo arriba o abajo; cuánto impulso tener. “Es de una estética impresionante”.

Además entendió qué hay detrás de esta actividad que puede despertar la pasión del aficionado o el rechazo de quienes sólo ven dos trogloditas encendiéndose a trompadas.

“No saben cuán lejos están de la verdad, como yo lo estaba antes. Detrás de esos puños lo que hay es alguien que quiere llevar leche y comida a la casa, punto! El entrenamiento al que se somete para conseguir el sustento no lo tienen un estudiante de universidad o un bailarín, y quieren hacerlo, nadie los obliga, es su vehículo para salir adelante. Eso hace Piña,  decir: desperdicié mi vida, mi talento, mandé mi vida a la mierda ¿qué tengo? Mis puños”.


La historia
Un boxeador quiere algo más que un triunfo. Un ex presidiario necesita retomar el rumbo tras 30 años. Un barrendero que tiene un único sueño. Un ayudante de construcción dedicado a otros. Una mujer que renuncia a la música por culpa del dolor. Estas cinco personas se darán cuenta que a veces, mirar al futuro es la única forma de recuperar el pasado.

A grandes rasgos esta es la descripción que puede hacerse de la propuesta cinematográfica del director Alexander Giraldo (180 segundos) quien retrata en Destinos, la vida simple de cinco personas con ilusiones y sueños que coinciden en preguntarse si hoy son infelices por haber desperdiciado el tiempo en el pasado y que tratan de recuperarlo y con él, sus frágiles vidas.

Junto a Manuel Sarmiento, actúan en la cinta Alejandro Aguilar, Angélica Blandón, Andrés Felipe Torres, Diego Ramírez Hoyos, Jennifer Arenas y Mila Martínez, entre otros. 
--
revista-whats-up-aficiones-colombia

Sarah Lee Méndez

Directora / Jefe de Prensa / Editora Contenido / Fotógrafa / Twitters: @AnastasiaLeeEdi @revistawhatsup / Instagram @sarahleefotografia

Con más de una década de experiencia en relaciones públicas, manejo de redes sociales, CM, diseño de Blogs, fotógrafa para eventos.

Suscribete vía Email / Es importante para nosotros!

 

VISITA OTRAS SECCIONES

  • Copyright © Cine - Whats Up™ REVISTA WHATS UP.
    / AFICIONES COLOMBIA DISEÑO SARAH LEE